15 Increíbles Propiedades de las Cerezas

15 Increíbles Propiedades de las Cerezas

El particular sabor y aroma de la cereza lo ha hecho ideal para ser ampliamente usado en repostería y cosméticos.

Sin embargo, además de su encantador sabor las cerezas contienen una gran cantidad de nutrientes bioactivos que ayudan a mejorar la salud e incluso a potenciar el rendimiento físico en el deporte.

propiedades de las cerezas

En este artículo te mencionamos algunos de las propiedades y beneficios de las cerezas que han hecho que los científicos pongan atención en esta fruta.

¿Qué son las cerezas?

Las cerezas son los frutos de plantas del género Prunus ubicado en la familia Rosaceae. Dicho género incluye cientos de especies que se hallan en las regiones templadas del norte, siendo así, Estados Unidos, Turquía e Irán los mayores productores de esta fruta.

Las cerezas están compuestas principalmente de azúcares, fibra, proteína, potasio, grasa, vitaminas A, B y C, además de pigmentos (?-caroteno, luteína, zeaxantina, antocianina y quercetina), estos últimos de gran interés en cuanto a su papel como poderosos antioxidantes.

Cada 100 gramos de cereza aportan solamente 63 kcal, gran parte de esta energía es proporcionada principalmente por azúcares, proteínas y una ínfima porción de lípidos, lo que la convierte en una opción rica y nutritiva con bajo índice calórico.

Propiedades para la salud

1- Disminuye probabilidades de padecer cáncer

Las cerezas tienen varios componentes que ayudan a prevenir la aparición de algunos tipos de cáncer. Estudios en ratones a los cuales se les indujo cáncer colorectal demostraron que una dieta con cerezas era capaz de reducir la aparición de tumores.

 En el laboratorio también se demostró que las antocianinas contenidas en las cerezas son capaces de arrestar el ciclo celular en líneas celulares, esto quiere decir que las cerezas pueden hacer que la proliferación descontrolada de estas células malignas se detenga.

2.- Disminuye el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares

Estudios en laboratorio demostraron que la administración de extracto de cereza a ratas a las que se inducía ataques al corazón, tenían menos probabilidades de generar daños al corazón comparados con las ratas que no consumieron el extracto.

3.- Disminuye la concentración de lípidos en sangre y el riesgo de padecer obesidad

En trabajos de investigación con ratas de laboratorio alimentadas con dietas ricas en lípidos se observó que los animales que adicionalmente eran tratados con extractos de cerezas redujeron sus niveles de lípidos (colesterol y triglicéridos) en sangre.

En otro trabajo se demostró que las antocianinas inhiben la acción de las lipasas en el tracto digestivo. Esta inhibición disminuye la absorción de las grasas en el proceso digestivo.

Adicionalmente, en estudios de laboratorio con adipocitos tratados con antocianinas se ha observado que estas células reducen la acumulación de lípidos.

Asimismo, las dietas con alto contenido en antocianinas (componentes de las cerezas) aumentaron la cantidad de vitamina E (antioxidante), molécula asociada con la protección de órganos vitales como el hígado, de forma que puede evitar enfermedades como el hígado graso.

En conjunto, estos hallazgos indican que las antocianinas contenidas en las cerezas reducen el riesgo de padecer obesidad.

4.- Protege contra la diabetes y la obesidad

El estrés oxidativo genera daño celular y es un proceso asociado con las principales complicaciones de la diabetes. Antioxidantes como los que se encuentran en las cerezas (antocianinas y quercetinas) tienden a disminuir estos síntomas y ayudan a reducir el riesgo de padecer diabetes.

En estudios de laboratorio se observó que en ratones diabéticos la dieta de cerezas indujo la producción de insulina, lo que se vio reflejado en una disminución de los niveles de glucosa en sangre.

Esta protección en contra de la diabetes suena contradictoria, ya que como se mencionó anteriormente, parte de la composición de las cerezas son los carbohidratos, sin embargo, estos carbohidratos son de bajo índice glucémico (elevan poco la glucosa en sangre).

En este rubro hay que resaltar que los productos en conserva como cerezas en almíbar no tendrían los efectos antidiabéticos y protectores de obesidad descritos anteriormente, ya que contienen mucha más cantidad de azúcar y no de bajo índice glucémico.

5.- Reduce la inflamación

Un área impórtante en la investigación sobre alimentos es la que tiene que ver con la modulación de la inflamación. La inflamación con sus síntomas como rubor, calor, dolor y tumor es un arma de doble filo. Por un lado, ayuda a controlar infecciones y por otro, cuando se vuelve crónica acarrea numerosos malestares.

En la comunidad científica es bien conocido que la inflamación crónica es un factor de riesgo para un amplio rango de enfermedades como cáncer, enfermedades cardiovasculares, obesidad y artritis. Lo peor es que para frenar la inflamación acudimos a antiinflamatorios sintéticos que a la larga generan otros males.

Se ha demostrado que los componentes de las cerezas inhiben a enzimas que inician la inflamación en las células como son las ciclooxigenasas (COXs). En cultivos celulares se demostró que el extracto de cereza tenía efectos inhibitorios sobre COX1 y COX2 y otros biomarcadores asociados con la inflamación.

6.- Ayuda a reducir los síntomas de la artritis

La artritis reumatoide, una enfermedad que afecta a casi el 1% de la población mundial, es una enfermedad que se caracteriza por la inflamación crónica de las articulaciones.

En ratones de laboratorio a los cuales se les indujo artritis, se demostró que el tratamiento con antocianinas, logró disminuir la concentración en suero de mediadores inflamatorios como el TNF-? y la prostaglandina E2.

Los investigadores trataron de extrapolar los datos al modelo humano en cuanto a la cantidad de cerezas necesaria para reproducir estos resultados. Determinaron que para una persona de 70kg sería necesario consumir 2800mg de antocianinas al día, lo que equivaldría a 35 tazas de cerezas al día (demasiada cantidad).

Sin embargo, los científicos fueron más allá en la exploración del efecto de las cerezas en humanos. Probaron en adultos dietas de cerezas de 280 gramos (aproximadamente 2.5 tazas al día) por cuatro semanas, analizando la cantidad de proteína C reactiva (marcador de inflamación) en suero.

Encontraron que los pacientes que habían recibido la dieta de cerezas habían reducido significativamente los niveles de proteína C reactiva, lo que indica que la dieta con cerezas reduce los niveles de inflamación de manera significativa.

7.- Disminuye la probabilidad de padecer Alzheimer

Se ha demostrado que cultivos de células neuronales expuestos a extractos de cerezas tienen una reducción en la producción de radicales libres (estrés oxidativo), principales agentes de daño en la enfermedad de Alzheimer y en otras enfermedades neurodegenerativas como el Parkinson.

Adicionalmente se ha demostrado que en ratas de laboratorio tratadas con antocianinas la memoria a corto plazo mejoró, indicando que las cerezas además de su efecto protector ante el estrés oxidante pueden mejorar la memoria.

8.- Te hará dormir bien

La melatonina es una molécula necesaria para regular nuestro reloj biológico. Cuando su producción es alterada por situaciones como el estrés o la depresión se altera nuestra capacidad para dormir.

Estudios de la composición química de la cereza demostraron que la población de  cerezas Montmorency (Prunus cerasus) contiene 1.35 µg de melatonina en 100g de la fruta. Aunque los valores para dormir adecuadamente van de 2 a 5 mg de melatonina, el consumo de cerezas más la actividad física podrían ser una excelente combinación para tener adecuados patrones de descanso.

9.- Ayuda a disminuir el dolor en los músculos por practicar deporte

Todos hemos sufrido el dolor muscular al realizar una actividad física. Este dolor en parte es generado por el estrés oxidante generado en las células musculares durante el ejercicio. Las cerezas, al tener un alto contenido antioxidante, ayudan a evitar o a recuperarse más rápido de este dolor, aumentando el rendimiento deportivo.

En un estudio con 54 corredores se demostró que el dolor del músculo causado por correr disminuyó significativamente cuando lo corredores consumieron jugo de cerezas.

El control de este experimento fue jugo artificial con la misma concentración de azúcar, colorante rojo 40, ácido cítrico, sal y fosfato de calcio. Los corredores que consumieron el placebo no redujeron el dolor.

Los participantes de este experimento se mostraron tan complacidos por los resultados del jugo de cereza que mencionaron que lo incluirán en su dieta diaria.

10.- Ayuda a prevenir el envejecimiento

Parte del proceso de envejecimiento se debe a la generación de radicales libres. Estas moléculas al ser generadas en el cuerpo reaccionan contra otras moléculas como el ADN, causando daños en la información de las células, lo que provoca que poco a poco nuestros tejidos envejezcan.

Por su gran cantidad de antioxidantes las cerezas son un gran aliado a retrasar el proceso de envejecimiento.

11.- Ayuda a prevenir el riesgo de ataques de gota

La gota es una enfermedad que se caracteriza por la acumulación de urato monosódico (sal derivada del ácido úrico), principalmente en articulaciones provocando inflamación con dolor y enrojecimiento intenso en la zona afectada.

El Dr. Yuqing Zhang profesor de medicina y salud pública en la Universidad de Boston, reclutó 633 pacientes con gota y probó que aquellos que consumieron cerezas por dos días redujeron en un 35% el riesgo de ataques de gota con respecto aquellos que no consumieron la fruta.

Adicionalmente, el Dr. Yuging comprobó que la combinación del consumo de cerezas con el tratamiento para reducir el ácido úrico reducían los ataques de gota en un 75%. Concluyendo que el consumo de cereza puede ser utilizado como una medida terapéutica en pacientes con gota.

12.- Ayuda a mantener una piel saludable

Por su contenido de antioxidantes y vitamina C la cereza ayuda a contrarrestar a los radicales de oxígeno producidos por la exposición a los rayos ultravioleta en la piel. Además, la vitamina A contenida en las cerezas es indispensable para la reparación de la piel.

En la actualidad se están comercializando productos cosméticos a base de extractos de cerezas debido a sus propiedades regeneradoras de la piel.

13.-Ayuda a mantener la alcalinidad

El jugo de cerezas es alcalino por la presencia de potasio en su composición. El consumo de este jugo puede ayudar a mantener el pH alcalino que debe tener nuestra sangre.

14.- Te ayuda a tener una visión saludable

Por su contenido en vitamina A, las cerezas nos ayudan a mejorar la agudeza  visual, ya que es precursora de la rodopsina, un pigmento encontrado en los bastones de la retina del ojo que ayudan a la captación de luz.

Adicionalmente, varias de las enfermedades de los ojos involucran estrés oxidante, en parte porque los ojos son un órgano expuesto que está en contacto con el oxígeno. En enfermedades como la maculopatía, se ha demostrado que los antioxidantes como antocianinas encontradas en las cerezas podrían retrasar los síntomas de esta enfermedad.

15.- Te ayuda a tener un cabello saludable

Al contener una buena cantidad de vitamina C, las cerezas nos pueden ayudar a fortalecer los folículos del cabello y prevenir el rompimiento de la raíz, además de estimular el crecimiento de nuevos folículos pilosos.

Curiosidades de las cerezas

  • La familia de las rosáceas está emparentada con las frutas más exóticas: fresas, melocotones frambuesas.
  • En muchas culturas las cerezas se han considerado como un alimento afrodisiaco.
  • La vida productiva de un árbol de cereza son 20 años.
  • Los griegos y romanos apreciaron y extendieron el consumo de cerezas por toda Europa
  • Es una de las frutas más usadas para adornar postres.
  • La cantidad de componentes antioxidantes en las cerezas aumenta a mayor exposición solar.
  • A pesar de que la cerezas no contienen más antioxidantes que los arándanos, la producción a nivel mundial de cerezas (2.41 millones de toneladas) es casi 10 veces mayor que la de arándanos (273 mil toneladas) lo que su disponibilidad es mayor.

¿Y tú qué otros beneficios de las cerezas conoces?

Referencias

  1. McCune, L.M., Kubota, C., Stendell-Hollis, N.R., Thomson, C. a., 2010. Cherries and Health: A Review. Crit. Rev. Food Sci. Nutr. 51, 1–12.
  2. Bell, P.G., Mchugh, M.P., Stevenson, E., Howatson, G., 2014. The role of cherries in exercise and health. Scand. J. Med. Sci. Sport. 24, 477–490.
  3. Kang, S.Y., Serram, N.P., Nair,M.G., Bourquin, L.D. (2003). Tart cherry anthocyanins inhibit tumor development in ApcMin mice and reduce proliferation of human colon cancer cells. Cancer Letters 194: 13–19.
  4. Xu, J.W., Ikeda, K., and Yamori, Y. (2004). Upregulation of endothelia nitric oxide synthase by cyanidin-3-glucoside, a typical anthocyanin pigment. Hypertension 44: 217–222.
  5. Cannon, R.O. (1998). Role of nitric oxide in cardiovascular disease: Focus on the endothelium. Clin. Chem. 44: 1809–1819.
  6. Bak, I., Lekli, I., Juhasz, B., Nagy, N., Varga, E., Varadi, J., Gesztelyi, R., Szabo, G., Szendrei, L., Bacskay, I., Vecsernyes, M., Antal, M., Fesus, L., Boucher, F., de Leiris, J., and Tosaki, A. (2006).Cardioprotective mechanisms of Prunus cerasus (sour cherry) seed extract against ischemia-reperfusioninduced damage in isolated rat hearts. Am. J. Physiol. Heart. Circ. Physiol. 291: H1329–H1336.
  7. Montonen, J., Knekt, P., Jarvinen, R., and Reunanen, A. (2004). Dietary antioxidant intake and risk of type 2 diabetes. Diabetes Care. 27: 362–366.
  8. Seeram, N.P., Zhang, Y., and Nair, M.G. (2003). Inhibition of proliferation of human cancer cells and cyclooxygenase enzymes by anthocyanidins and catechins. Nutrition and Cancer 46(1): 101–106.
  9. Shih, P.H., Yeh, C.T., and Yen, G.C. (2005). Effects of anthocyanidin on the inhibition of proliferation and induction of apoptosis in human gastric adenocarcinoma cells. Food and Chem Tox. 43: 1557–1566
  10. Chowdhury, T., Hopkins, D., Dodson, P., Vafidis, G., 2002. The role of serum lipids in exudative diabetic maculopathy: is there a place for lipid lowering therapy? Eye (Lond). 16, 689–93.
  11. Heo, H.J., Kim, D.O., Choi, S.J., Shin, D.H., and Lee, C.Y. (2004). Potent inhibitory effect of flavonoids in Scutellaria baicalensis on amyloid ? proteininduced neurotoxicity. J. Agric. Food Chem. 52: 4128–4132.
  12. Badria, F.A. (2002). Melatonin, serotonin, and tryptamine in some Egyptian food and medicinal plants. J. Med. Food 5(3): 153–157.
  13. Wu, X., Beecher, G. R., Holden, J. M., Haytowitz, D. B., Gebhardt, S. E., and Prior, R. L. (2006). Concentrations of Anthocyanins in Common Foods in the United States and Estimation of Normal Consumption. J Agric Food Chem.

You are using Opennemas CMS
TRY IT NOW