¿Es útil la guanaba contra el cáncer?

¿Es útil la guanaba contra el cáncer?

La guanaba es una fruta que proviene del árbol de Graviola y que ha demostrado ser un potente anticancerígeno. Otros nombres que suelen utilizarse para la guanaba (nombre conocido en las Filipinas) incluyen: graviola (portugués), papaya (en Brasil), corossol (francés), guanábana (inglés), y la chirimoya (Inglés). El nombre científico es Annona muricata.

El árbol de graviola crece en zonas tropicales cálidas como las Filipinas y América del Sur. Esta fruta es más bien conocida por sus propiedades sedantes, es un tónico para los nervios, y se utiliza para mantener la salud intestinal.

beneficios de la guanábana

De esta manera, la guanaba ha sido una herramienta medicinal derivada del árbol de graviola desde hace miles de años. A lo largo de la historia, cada parte del árbol de graviola, tales como la corteza, hojas, raíces, frutos y semillas se han utilizado con fines medicinales.

Las semillas se han utilizado para tratar las náuseas y los vómitos, mientras que los practicantes de la naturopatía o medicina holística recomiendan el uso de los frutos y las hojas para aliviar el dolor de estómago, dolor, tos, asma y fiebre.

La guanaba es conocida por ser rico en vitamina C y vitaminas del grupo B como tiamina, riboflavina y niacina. Sin embargo, no sólo aporta estos nutrientes. También es una excelente fuente de hierro, riboflavina, fósforo, tiamina, calcio, hidratos de carbono, niacina y fibra.

Gracias a su aporte de carbohidratos de bajo índice glucémico, la guanaba es una fruta que ayuda a mantener niveles estables de energía y no favorece el aumento brusco de glucemia después de ser consumida. Esto es una gran ventaja en personas que sufren trastornos del metabolismo de los carbohidratos como diabéticos o personas con insulino resistencia.

La guanaba posee un gran contenido de fibra que ayuda a prevenir la constipación y regular la flora intestinal. Los compuestos que se encuentran en la pulpa sirven de alimento a las bacterias del intestino y, de esta manera, es posible aumentar la proliferación de bacterias amigables, previniendo infecciones intestinales.

Los posibles beneficios para la salud de la guanabana

La guanaba no es una fruta recién descubierta. En Latinoamérica y en el continente asiático se ha utilizado desde tiempos ancestrales, especialmente ciertas partes del árbol del cual proviene como la corteza, hojas, raíces, semillas y frutos. Entre algunos de sus usos se pueden mencionar el manejo de las enfermedades del corazón, asma, problemas del hígado y artritis.

La guanaba también ha mostrado excelentes beneficios para el tratamiento de los trastornos del sueño, fiebre y tos. Según algunas investigaciones, el extracto de la planta de guanábana tiene diferentes propiedades:

Es capaz de atacar las células cancerígenas en forma segura y eficaz y de una forma no agresiva, de manera que no provoca efectos secundarios típicos como pérdida de masa muscular, mareos, vómitos y pérdida de pelo.

Protege el sistema inmunológico, gracias a su alta concentración de compuestos fitoquímicos antioxidantes e inmunoestimulantes.

Aumenta la vitalidad, reduciendo la fatiga y el cansancio crónico. Ataca y destruye las células malignas de 12 tipos de cáncer como el cáncer de colon, mama, próstata, pulmón y cáncer de páncreas.

Según diversas investigaciones, ha resultado ser miles de veces más potente en la detención del crecimiento de células cancerosas en comparación con la adriamicina, un fármaco quimioterapéutico usado comúnmente.

Mata selectivamente las células cancerosas, a diferencia de los tratamientos tradicionales de quimioterapia.

Ya en la década de 1970, el National Cancer Institute (NCI) inquirió en las propiedades y beneficios de la guanaba, y se encontró que algunas partes como los tallos y las hojas fueron eficaces para eliminar las células cancerosas de ciertos tejidos. Los resultados de estas investigaciones del NCI fueron publicados, pero no dados a conocer al público.

Desde 1976, la guanaba ha demostrado ser un potente anticancerígeno en 20 pruebas de laboratorio independientes, pero no se han realizado más ensayos clínicos, doble ciego hasta el momento, según informa Christopher Lane, Ph.D., en Psychology Today.

Además, esta misma investigación demostró que un componente que se encuentra en las hojas de este fruto tropical tenía propiedades citotóxicas selectivas contra las líneas celulares en el cáncer de pulmón (A-549), colon (HT-29), y de páncreas (PACA-2) con un efecto igual o superior al aportado por la adriamicina .

La investigación publicada en la revista Journal of Natural Products descubrió que los extractos de guanaba demostraron propiedades pesticidas, antipalúdicas, antivirales y antimicrobianas. Del mismo modo, el Memorial Sloan Kettering Cancer Center señala que la guanaba es un fruto con propiedades extraordinarias para la salud en lo referente a su potencial antiinflamatorio y anticancerígeno según estudios in vitro.

Por desgracia, la investigación que gira en torno a las propiedades curativas de la guanaba está ausente en el mundo científico, pero los investigadores hasta ahora han estado estudiando a la guanaba por su capacidad para proteger contra el cáncer y reducir los efectos secundarios de la quimioterapia.

Desde 1976, más de 20 laboratorios independientes investigaron los efectos anticancerígenos de la guanaba tras la investigación inicial llevada a cabo por el Instituto Nacional del Cáncer. El Instituto Nacional del Cáncer encontró que las hojas y tallos del guyabano son ambas eficaces en atacar y destruir las células malignas. Después de los resultados de 1976, que aparentemente nunca estuvieron accesibles al público, otros estudios de investigación salieron a la luz con conclusiones similares:

Un estudio publicado en el Journal of Natural Products encontró que una sustancia química presente en la graviola era 10.000 veces más potente que un medicamento de quimioterapia llamado adriamicina.

La Universidad Católica de Corea del Sur informó que la guanaba no sólo es un asesino de las células cancerosas, sino que también deja intactas a las células sanas. Esto no sucede con el tratamiento quimioterapéutico, que es dirigido a todas las células - al igual que los antibióticos de forma indiscriminada destruyen todas las bacterias intestinales, buenas y malas.

La Universidad de Purdue, por su parte, encontró que las hojas del árbol guyabano son eficaces para matar las células cancerosas de seis líneas celulares humanas. Los investigadores también encontraron que las hojas eran particularmente eficaces para los casos de cáncer de próstata y páncreas.

Una parte de la investigación que se encuentra en la bibliografía científica médica concluyó que, en general, los compuestos que están naturalmente presentes en el extracto de Graviola inhiben las diferentes formas en que las células cancerosas envían señales y mantienen su metabolismo, su ciclo de vida, su supervivencia, y la capacidad de las mismas de expandirse hacia otras partes del cuerpo para generar metástasis.

En forma conjunta, los cambios que se produjeron en estas características investigadas llevaron a una reducción de la malignidad de las células y metástasis de los tumores pancreáticos ortotópicamente implantados, lo que indica las características prometedoras de este producto natural contra esta enfermedad letal.

Mientras que la fruta guanaba muestra tener estas propiedades de protección contra el cáncer, es importante tener en cuenta que los estudios llevados a cabo fueron in vitro. Esto significa que el componente biológico se ha aislado para las pruebas, y en estos casos, se utilizaron células de cáncer en tubos de ensayo. Si bien es útil comenzar la investigación de alguna manera, todavía tenemos la necesidad de ensayos clínicos en humanos.

Aún así, no dudes en masticar las hojas de la guanaba (guyabano) por su gran sabor y por su potencial anticáncer. Además, puede aportarte otros beneficios para la salud.

Otros beneficios saludables de Guyabano

Alivia el dolor proveniente causado por la artritis, condiciones médicas que afectan las articulaciones y la espalda, y el reumatismo.

Previene infecciones del tracto urinario

La  guanaba es conocida por su contenido en vitamina C (podemos cubrir el 77% del valor diario recomendado con una taza). La vitamina C ayuda a disminuir la cantidad de bacterias dañinas que pueden estar presentes en el tracto urinario.

Previene migrañas y dolores de cabeza

La  guanaba contiene riboflavina, lo que podría ayudar en la prevención de dolores de cabeza de tipo migrañosos.

Ayuda en el tratamiento de la anemia

La guanabana es rica en hierro de tipo no hemínico, y gracias al contenido de vitamina C que posee la fruta, es posible que se absorba y aproveche bien por el organismo.

Previene el estreñimiento

Gracias a su aporte de fibra dietaria, la guanabana ayuda a aumentar el volumen fecal y estimular los movimientos intestinales. Además, gracias a su contenido en agua es altamente eficaz para evitar la constipación y regular las contracciones intestinales.

Ayuda a sostener la salud ósea

La guanabana contiene minerales que promueven la absorción de calcio en los huesos. Esto permite que los osteoblastos (células de los huesos) aumenten su actividad y se formen huesos más densos.

Previene calambres en las piernas

Gracias a su contenido de potasio, la guanaba ayuda a reducir la probabilidad de calambres, facilitando la conducción nerviosa, así como regulando la cantidad de líquido en el medio intracelular.

Aumenta los niveles de energía

Junto con la vitamina C, el guyabano es rico en vitaminas del complejo B. Estas vitaminas están todas relacionadas con el metabolismo celular e intervienen como coenzimas en funciones de obtención de energía a partir de los carbohidratos, proteínas y grasas.

El guyabano, ¿es útil entonces para combatir el cáncer?

Si bien la investigación sugiere que la guanaba puede ser útil en la lucha contra el cáncer, ésta no ha sido estudiada como corresponde en los seres humanos. Como resultado, no hay evidencia de su seguridad o eficacia.

La guanaba se ha asociado con muchas afirmaciones sin fundamento, según el doctor Daniel Kellman, Director de la Clínica de Medicina Naturopática en el hospital las afueras de Atlanta.

Esta fruta espinosa siempre ha sido conocida como la chirimoya, guanábana y la papaya brasileña. El fruto del árbol de guanaba y las hojas de la graviola siempre han sido usadas por los médicos herbalistas para tratar dolencias estomacales, fiebre, infecciones parasitarias, la hipertensión y el reumatismo. Se utiliza como un sedante también.

Pero las afirmaciones de propiedades anticancerígenas de la fruta es lo que más ha atraído la atención. Una investigación publicada en el Journal of Medicinal Chemistry en los años 1990 da la sugerencia de que los componentes biológicos que se encuentran en la guanaba y que fueron testeados en células de cáncer de mama en cultivo resultaron ser más eficaces que la quimioterapia para destruir estas células. Pero, sin ensayos clínicos, no hay datos para dar soporte científico a esta reclamación.

Los compuestos más estudiados de la guanaba son los ácidos grasos llamados aceteogenins annonaceous. El acetogenin predominante es el annonacina, el cual, debido a su toxicidad, probablemente no será estudiado en ensayos clínicos.

Cuando se utiliza por vía oral, la guanaba se clasificaría como probablemente insegura, dijo Kellman, citando a dos estudios. Comer la fruta podría conducir a trastornos del movimiento similares a la enfermedad de Parkinson, según un estudio de casos y controles en las Indias Occidentales francesas. Además, un estudio reciente sugiere que el té hecho de las hojas y tallos de la graviola se asocia con neurotoxicidad.

En general, algunos pacientes con cáncer usan suplementos de hierbas para aliviar sus síntomas y para el tratamiento de su cáncer. Los suplementos de hierbas, sin embargo, no son un sustituto de la médica que se proporciona a un paciente con cáncer. Es más, el uso de suplementos herbale durante el tratamiento con quimioterapia podría reducir la eficacia de los agentes quimioterapéuticos debido a posibles interacciones de las hierbas con las drogas.

Los posibles efectos secundarios de la graviola

No se sabe con exactitud cómo afecta al cuerpo la graviola. Sin embargo, algunos investigadores están preocupados de que determinados productos químicos presentes en este fruto pueden causar cambios en los nervios y trastornos del movimiento, cuando se toma en grandes cantidades.

Los cambios relacionados al sistema nervioso pueden causar síntomas similares a la enfermedad de Parkinson. La investigación de laboratorio ha encontrado que algunas sustancias en la graviola causan daño a los nervios y que estas sustancias pueden pasar al cerebro a través del torrente sanguíneo.

Un estudio de investigación ha demostrado que las personas en el Caribe que consumían grandes cantidades de graviola a través de su dieta eran más propensos a desarrollar cambios a nivel del sistema nervioso en particular y también eran más propensos a tener alucinaciones.

Es poco probable que las bebidas o alimentos que contengan graviola puedan hacerte daño si se consumen como parte de una dieta normal. Sin embargo, habla siempre con tu médico antes de tomar cualquier tipo de terapia complementaria o alternativa.

Aún debemos esperar mayores investigaciones, especialmente en seres humanos, para confirmar los posibles efectos anticancerígenos de esta fruta.

Referencias

  1. http://www.cancerresearchuk.org/about-cancer/
  2. http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/8946744
  3. http://www.cancercenter.com/discussions/blog/
  4. http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/10096871
  5. http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/18598079

You are using Opennemas CMS
TRY IT NOW