Cómo Superar la Dependencia Emocional: 11 Claves

Cómo Superar la Dependencia Emocional: 11 Claves

Sufres de codependencia emocional cuando tu felicidad se apoya en otra persona o pareja, o si te encuentras en una relación de pareja que necesitas para sentirte bien, aunque en realidad solo perjudica a tu bienestar. Puede que comiences a ver que esta situación puede ser la causa de muchos problemas y que es algo que tienes que solucionar en tu vida.

Por la importancia que tiene, te explicaré cómo superar la dependencia emocional y dejar de lado la necesidad afectiva, desarrollar tu iniciativa y explotar tu potencial.

cómo superar la dependencia emocional

Créeme, si lo haces y te lo tomas como un tratamiento real, comenzarás a vivir una vida mucho mejor, más sana y más feliz.

La cosa más grande en el mundo es saber pertenecer a uno mismo.- Michel de Montaigne.

La independencia es felicidad.-Susan B. Anthony.

Tipos de codependencia emocional

 

Puede haber dos tipos de dependencia afectiva, cada uno con diferentes antecedentes y consecuencias:

  • Dependiente instrumental: esta presente cuando buscas ayuda para alcanzar metas. Por ejemplo, pedir dinero para comprar un coche.

 

En este tipo, la sub-meta es el dinero y la meta final el coche.

  • Dependiente emocional (psicológica): la meta final es la respuesta de otros, no la forma en la que las alcanzas.

 

En este último tipo existe una necesidad de afecto y una codependencia emocional-afectiva que se satisface por las respuestas afectivas de otras personas.

Los dos tipos se dan de manera en la persona dependiente. Es decir, si eres dependiente instrumental, también lo serás emocional.

Más bien, esta diferenciación te la he explicado para que entiendas mejor tus comportamientos y cómo comenzar a resolverlos.

 

 

11 Claves para superar la dependencia emocional

 

Cuando se produce una ruptura o la separación de la persona dependiente de la otra, se produce un síndrome de abstinencia.

Este se caracteriza por ansiedad, culpabilidad, pensamientos obsesivos sobre la situación o incluso depresión.

Si eres dependiente, tu problema esta en ti mismo, no en alguien o en algo externo.

Entender esto es muy importante para que puedas superar el problema.

Tus hábitos, costumbres y necesidades de afecto es lo que ha creado esa tendencia de necesitar a alguien.

En mi opinión, el problema con la dependencia emocional es que se cree que necesitar a los demás es humano y sano.

Sin embargo no es sano. De hecho es una amor insano; en el verdadero amor no se necesita a la otra persona para ser feliz.

La causa principal de la dependencia emocional es la necesidad. Es decir, los seres humanos somos seres sociales y necesitamos relacionarnos, pero no tener una necesidad extrema por tener una relación, aunque sea insana.

Una buena comparación es con la comida. Necesitas comida, pero no comer 5 kilos de carne todos los días.

Lo mismo ocurre con las relaciones personales: las necesitas, pero no arrastrarte o faltarte el respeto a ti mismo por tenerlas.

1-Cambia tus creencias limitantes por otras más correctas

 

Si eres dependiente, es probable que tengas en mayor o menor medida una serie de creencias limitantes.

Las más frecuentes son:

  • Percibirte como sin control, inefectivo, impotente y sin capacidad para conseguir tus metas
  • Creer que necesitas una pareja o persona para tener una vida valiosa
  • Creer que no eres capaz de prescindir de una relación
  • Creer que si terminas la relación te irá peor en la vida

 

Hay una creencia que puede ser consciente o inconsciente y que lleva a malas decisiones y posiblemente a grandes errores en la vida. Es esta:

"Necesito estar con una pareja para ser alguien de valor".

¿Qué ocurre entonces? Pues que puede que elijas rápido y sin reflexionar.

Puede que tengas suerte y caiga en tu vida alguien de valor, aunque debido a que no eres selectivo, es probable que caiga en tu vida alguien que no se adecue a ti o que no te aporte nada.

Estas creencias limitantes refuerzan la idea de que necesitas apoyarte en otros para guiarte y ser feliz en la vida.

2-Busca la situación ideal para tu bienestar

 

En mi opinión, la situación ideal es que consigas ser independiente y feliz por ti mismo.

Una vez lo consigas, podrás elegir una pareja adecuada y que realmente aporte cosas positivas a tu vida.

Digamos que esa pareja aumentaría tu calidad de vida con lo que te aporta.

Y con esto se puede hacer otra comparación:

Yo puedo ser feliz en mi ciudad, con lo que tengo y con cómo soy.

Sin embargo, conseguir logros que me proponga, como conseguir un mejor trabajo, viajar o mejorar personalmente aumentará mi calidad de vida.

¿Una persona que tiene un buen trabajo aceptaría un trabajo mal pagado y en el que le exploten? Evidentemente no.

Si tú tienes una buena vida creada por ti mismo sin depender de nadie, podrás elegir las mejores relaciones.

3-Establece relaciones con las personas correctas

 

Evita relaciones con personas tóxicas y forma relaciones con personas que:

  • Te respeten
  • Te valoren
  • Te traten bien
  • Aporten algo positivo a tu vida

 

Si la relación con tu pareja, familiar o amigo solo te perjudica, es aconsejable que la termines.

4-Construye una vida que tenga valor 

 

Es incierto que tengas que tener una persona a tu lado para tener una vida valiosa. Tu vida depende de lo que tú haces, no de estar o no con alguien.

Los problemas de tu vida, como no tener un buen trabajo o una buena relación con tu familia, no se arreglan por estar con alguien, los tienes que arreglar tú mismo.

Construye una vida valiosa que solo dependa de ti mismo, no algo que se pueda venir abajo si una relación termina.

Cuantos más recursos existan en esa vida que construirás, más difícil será que se venga abajo. Imagina un castillo: cuantos más bloques tiene y más grandes son, más difícil será que se caiga.

Ejemplo de recursos para una vida valiosa:

  • Tener tus propios amigos
  • Tener relaciones familiares sanas
  • Tener un buen trabajo
  • Ser independiente económicamente
  • Tener tus propias aficiones.

 

5-Construye tu autoestima

 

A partir de ahora, tu valor te lo vas a dar tú mismo, no los demás. Si estas solo, te darás valor y si estas con alguien también.

Y lo mismo con todo lo demás en tu vida; si no tienes trabajo te valorarás, si no consigues algo también...

Para construir tu autoestima te recomiendo leer este artículo.

Algunos tips básicos son:

  • Evita buscar la aprobación
  • Se consciente de tu "pensamiento crítico negativo"
  • Haz cosas que te den miedo
  • Haz deporte
  • Socializa

 

6-Planta cara a la necesidad afectiva

 

Con plantar cara me refiero a un tema de actitud.

Cuando sientas la necesidad de acercarte de nuevo a la persona de la que eras dependiente, lucha para no caer en la tentación.

Te propongo que lo hagas ya.

Es decir, no caigas en lo típico de "lo haré el mes que viene" o "cuando me sienta mejor". Corta ya la dependencia; de hecho, yo creo mucho en este tipo de cambios.

Cuando la gente esta al borde del precipicio es cuando se dan los cambios reales y más fuertes.

Han caído tanto que ya no pueden caer más y es cuando reaccionan.

Soy consciente de que si eres dependiente te puedes sentir sin fuerza, aunque recuerda las creencias limitantes que mencioné anteriormente, porque es la clave para cambiar ya.

Piensa que tienes la capacidad para conseguir las cosas por ti mismo, que tienes valor y que puedes ser feliz por ti mismo.

Comienza a creer que si tienes esa fuerza para salir adelante por ti mismo.

7-No obedezcas a las necesidades

 

Si caes en la tentación de volver a ser dependiente, por ejemplo tomando llamadas o iniciando relaciones insanas, habrás obedecido a la necesidad afectiva.

Aquí a menudo la gente dice "no puedo" evitarlo.

Sin embargo si pueden. Lo que ocurre es que requiere menos esfuerzo hacerlo que evitarlo.

Si quieres superar la dependencia tienes que estar dispuesto a sentir ese esfuerzo.

Por tanto, es mucho más correcto decir "no me he esforzado lo suficiente" o "no quise evitarlo".

Es más, te voy a demostrar que si puedes evitarlo:

¿Y si la vida de una persona cercana dependiese de que caigas en comportamientos dependientes? ¿Los harías?

Seguro que no. Seguro que evitarías cosas como aceptar que te falten el respeto, tener relaciones insanas o reestablecer relaciones que te han hecho daño.

La meta principal es que tu bienestar mental y felicidad sea constante.

Es decir, que si se rompe la relación no te desanimes en exceso, te deprimas, tengas ansiedad o tu vida se venga abajo.

De esta manera, si rompes una relación, no lo intentará arreglar buscando una nueva pareja.

Al contrario, seguirás con la vida que has construido, disfrutando de ella por ti mismo.

8-Conoce las señales de dependencia emocional

 

Ya te he comentado que tendrás que combatir la necesidad y para ello tendrás que saber las señales específicas de la necesidad de afecto.

Si eres dependiente te sonarán algunas de estas señales y comportamientos:

  • Alta sensibilidad a los rechazos
  • Reacciones exageradas tras rupturas o problemas de pareja
  • Tienes que hacer todo junto a alguien
  • Tendencia a establecer relaciones con parejas que malinfluencian y que no convienen, con el objetivo de no estar solo
  • Necesidad de agradar a los demás
  • Pides disculpas a tu pareja por recriminarle cosas que ha hecho mal (insultarte, ser infiel...)
  • Baja autoestima
  • Estar atento constantemente de la pareja aunque este/a te trate mal
  • Tener relaciones de pareja constantes aunque el otro no atraiga nada

 

9-Reserva tiempo para ti

 

tiempo solo

Una de las características de las personas dependientes es que les cuesta estar solas.

Sin embargo, esto es pan para hoy y hambre para mañana, porque inevitablemente vas a estar solo en ciertos momentos de tu vida.

Además, estar constantemente junto a alguien es una fusión de una vida. No tienes vida propia.

Para comenzar a construir tu vida y superar esta necesidad, reserva tiempo para ti: hacer actividades, leer, estudiar, pasear...

Cualquier cosa que esté construyendo tu vida y que te haga independiente, sin necesitar de nadie para hacerlo.

10-Cambia tu percepción de las relaciones personales

 

De forma casi inconsciente muchas personas tienden a ver a las personas como aportadoras de recursos y felicidad.

¿Y si comienzas a ver a tu pareja, familia y amigos como personas que complementan tu felicidad?

Es decir, tú eres feliz, tengas o no a la otra persona, y estando la otra persona tienes un complemento más a tu felicidad.

Además de ello, como alguien a quien complementas su vida, no como si tú fueras toda su vida.

Considero que este enfoque te ayudará mucho y podrá cambiar muchos comportamientos y decisiones.

11-Viaja solo

 

Personalmente te recomiendo viajar solo/a. No tienes porque hacerlo siempre, pero te vendrá bien hacerlo alguna vez.

Cuando viajas solo tienes que solucionar problemas por tu cuenta, conocer otras personas, ser sociable, sin ayuda de pareja, familiares o amigos. En definitiva te ayuda a ser independiente.

Puede que con solo pensar en ello te de miedo, aunque lo superarás con el tiempo. A partir del primer viaje desarrollarás tus habilidades de liderazgo y cuando viajes con otras personas tendrás mucha más iniciativa.

La importancia de la socialización

 

socialización

La socialización ha tenido una importante influencia en tus necesidades de dependencia.

Específicamente, la socialización del rol sexual:

  • Se desanima a los hombres a expresar sentimientos, pensamientos y comportamientos
  • Se anima a las mujeres a expresar sus necesidades.

 

Una investigación de Lytton y Rommey (1991) encontró que el comportamiento dependiente se anima más en niñas que en niños, siendo este patrón consistente a través de culturas, subculturas, grupos étnicos y clases sociales.

Ese rol no lo conforman solo los padres, sino que participan también maestros, compañeros y modelos de rol (de la TV, cine, deportes).

Por otra parte, el aprendizaje observacional juega un papel fundamental en el desarrollo de este tipo de comportamientos.

Sin embargo, aunque se desanime a los hombres a expresar sus necesidades emocionales, estas no desaparecen.

Más bien, se pueden expresar indirectamente o no expresarse en absoluto. 

Síntomas de estar en una relación emocionalmente dependiente

 

Cualquier relación que está basada en la dependencia emocional tiene una alta probabilidad de causar conflictos y restringir a cada miembro de la pareja.

Piensa por ejemplo en la relación que has podido tener con un jefe:

Necesitas el trabajo y tu jefe te puede despedir, por tanto estas en una relación dependiente.

Como percibes que estas en una relación con un alto grado de riesgo, tiendes a modificar el comportamiento en la relación.

Por ejemplo, si te percibes como subordinado a tu jefe, raramente expresarás críticas o lo que realmente piensas.

Te preocuparás por decir cualquier cosa que sea demasiado crítica o negativa, es decir, querrás ser amable con tu jefe para disminuir la posibilidad de que te despida.

Lo mismo ocurre con las relaciones dependientes de pareja o con otras personas cercanas.

Se cree que se necesita a la otra persona para vivir, por tanto se hace todo lo posible para mantener esa relación.

Tu función en una relación no es que la otra persona se sienta bien consigo misma. Solo él/ella puede hacerlo.

Como mucho, puedes proveer atributos positivos a la relación como lealtad, escucha, apoyo...

Arun Mansukhani, actual subdirector del Instituto Andaluz de Sexología y  Piscología explica que algunos de los síntomas que evidencian que uno es dependiente emocional son:

  • Tener un patrón persistente de relaciones interpersonales conflictivas, adoptando posturas de sumisión, dominancia o evitación (real o emocional) en sus diversas formas. Por ejemplo: las típicas parejas que se llevan mal o que uno está muy implicado y el otro nada, etc. Se puede considerar que hay un patrón si la persona ha tenido al menos 3 relaciones conflictivas de este tipo.
  • Renunciar a tener relaciones interpersonales significativas a través del distanciamiento-aislamiento real o emocional. Cada día hay más personas que, después de una serie de relaciones de pareja conflictivas, deciden no tener pareja.
  • Sentir que tus necesidades no están siendo satisfechas en las relaciones con otros. Sentir que dichas relaciones no te gratifican.

 

Conclusiones

 

Lo más importante es que construyas tu propia vida: que seas capaz de conseguir tus metas y felicidad por ti mismo.

Para ello, tendrás que evitar tus creencias limitantes y creer en tus posibilidades.

Evitar caer en los comportamientos de necesidad lo tendrás que hacer con esfuerzo.

  1. Fuente imagen 1.
  2. Fuente imagen 2.
  3. Fuente imagen 3.

 

You are using Opennemas CMS
TRY IT NOW